La provincia del Chaco cuenta desde el 2 de septiembre de 2015, cuando se sancionó la Ley 2364-B, antes 7661, con el Juicio por Jurados para determinados delitos.

Se puede decir que la mitad de las jurisdicciones argentinas cuentan con esta norma que permite y obliga a la participación de los ciudadanos en la administración de justicia. Este año se sumó el 22 de marzo pasado la provincia de Santa Fe a las que ya tenían este sistema, Córdoba, Buenos Aires, Neuquén, San Juan, Chaco, Mendoza, Río Negro, Entre Ríos, Chubut, Catamarca y la ciudad autónoma de Buenos Aires.

El primer juicio por jurados en Chaco se realizó el 19 de noviembre de 2019 por el delito de homicidio agravado por el uso de arma de fuego, el jurado con sus 12 integrantes lo indicó culpable y le dieron una pena de 28 años de prisión. Hasta el 31 de diciembre pasado, se llevan contabilizados 55 juicios por jurados en la provincia.

Hoy se prevé la realización en la Circunscripción IV con sede en Charata y la delegada de la oficina de juicios por jurados, abogada Nohelí Rolhaiser, explicó que “en diciembre del año pasado se implementó para la Cuarta Circunscripción, que involucra a Las Breñas, Corzuela, Charata, General Pinedo, General Capdevila, Hermoso Campo y Gancedo; los juicios se harán en Charata y será para quien esté acusado de cometer un delito grave, de los más graves que tenemos en el Código Penal”.

Informó que están convocando a los que salieron sorteados en un sorteo que realizó Lotería Chaqueña el año pasado y que los tres últimos números del DNI coinciden con esos 6: 630, 882, 788, 256, 734 y 768; lo hicieron con la colaboración del Juzgado de Paz local y la Policía, logrando notificar a las 106 personas de entre 18 y 75 años, de los cuales quedaron poco más de 60 porque se excluye a abogados, políticos, médicos, profesores universitarios en materia jurídica, integrantes de fuerzas de seguridad, acusados, acusadores, actores civiles, terceros responsables civiles, los que tienen vínculos de parentesco con alguna de las partes, los que intervienen como testigos, peritos, etc.

Quitar temores

La profesional indicó en otro tramo de la entrevista que “quisiera transmitirles que no tengan miedo, no se trata de que se pongan a estudiar, simplemente tienen que venir a cumplir una función, es una carga pública; no solo es un derecho de la persona que salió sorteada y es bienvenida a participar como jurado sino también es un deber, similar a cuando se ejerce el cargo de autoridad de mesa en una elección. Cuando se llegue a la etapa de tener la audiencia en la que se va a tocar y ventilar toda la cuestión delictiva se convocará a 36 personas a las que se explicará en detalle y amplitud sobre la función; el jurado está conformado por 12 personas, 6 masculinos y 6 femeninos, más 4 suplentes, los que serán seleccionados después que los abogados y el fiscal comprueben que no hay parentesco o algo que les impida”.

La gente podrá ser convocada nuevamente o dejar de serlo por el motivo que fuera, confirmó que cada jurado recibirá una remuneración que está prevista en la Ley y es medida en Unidades Tarifarias, un equivalente a unos 20.000 pesos por día, aunque también hay que ver el tema laboral de cada uno.

En febrero se hizo un encuentro con un simulacro de juicio por jurado en el que intervinieron miembros del Poder Judicial y abogados; existe la posibilidad de volver a tener una capacidad similar para que más ciudadanos y vecinos conozcan y están preparados para comprender y participar si fuera necesario.

Hay causas, según indicó Rolhaiser, que pueden dar el primer caso, pero se debe aguardar al momento de convocar a la gente y trabajar bien sobre el caso para llegar a un juicio con intervención de jurados.

Delegada de la oficina de juicios por jurados, Dra. Noehlí Rolhaiser, teléfono 3624-007639, donde cualquier ciudadano puede llamar y saber de juicio por jurado.